Desiderio Arenas

Novelista, biógrafo, redactor por encargo, guionista de teatro y cine, Desiderio Chere Arenas fue músico como uno más de sus múltiples oficios. Se mantuvo cercano a autores y conjuntos durante toda su vida (repartida entre Chile y el exilio en Francia), y consiguió que grupos tan importantes como Los Ángeles Negros y Quilapayún grabasen composiciones suyas.

Fechas

Santiago - 27 de febrero de 1950
Santiago - 24 de agosto de 2016

Décadas

1960 |1970 |1980 |1990 |2000 |2010 |

Géneros

Desiderio Arenas

Milena Bahamonde

Desiderio o la vocación de vagar
Nació y creció en el barrio santiaguino de Bellavista, donde vivió hasta diciembre de 1975, cuando emigró a Francia. Cuando retornó, en 1987, no dejaba de reconocer a esa vecindad como su «país chico», donde conoció el amor y tuvo amigos. Estudió Derecho en la Universidad de Chile, de donde fue expulsado (experiencia que narra en su novela Lo que Bob Dylan se llevó, 2000), y pertenece a la generación de jóvenes influenciados por el rock, los Beatles, Jimi Hendrix, el jipismo y el Movimiento de Izquierda Revolucionario (MIR).

Entre sus paradigmas creativos reconocía a la actriz y escritora María Elena Gertner, a Ángel Parra, Patricio Manns, el argentino Sandro, el Nahuel Jazz Quartet, Lee Harvey Oswald, Che Guevara, los muros parisinos de mayo del '68, Dylan, Serrat, Pink Floyd, Bertolt Brecht, Norman Mailer, los cantantes franceses Rénaud y Georges Brassens y a Simbad el Marino. Se inició en la música a los 14 años, «desprovisto del más mínimo atisbo de vocación profesional», según iba a decir más tarde: «No era capaz de imaginarme trabajando (en el sentido bíblico, con sudor y sufrimiento), por lo que tuve que rendirme a la evidencia: mi única vocación real era la de ser un vago y me pareció que la música no era una mala forma para iniciarme en el oficio».

Tras un debut a los 16 años en radio Corporación, hacia 1966 formó el conjunto Ñancahuazú, con el que grabó el disco De Chile a Chile (1970), en pleno período de la Nueva Canción Chilena. La banda tuvo una vida breve (se disolvió luego de presentarse en el Festival de Viña), pero Arenas se mantuvo cercano al medio (aunque también entre labores como escritor y fotógrafo). En 1971, Los Ángeles Negros grabaron en su primer LP la canción de su autoría "Nunca olvidaré".

desiderioarenas300

foto: archivo de Eduardo Peralta

Después del Golpe militar, Desiderio Arenas estuvo preso en el cuartel Silva Palma de la Armada, en el último cerro del puerto de Valparaíso. En 1974 partió exiliado a Francia, donde entre otras asociaciones se mantuvo cercano a la compañía de teatro Aleph, para algunas de cuyas obras compuso música, y a varios de los músicos chilenos en el exilio. Del período, se rastrean composiciones suyas (a solas o en coautoría) en discos de Quilapayún, Inti-Illimani y Patricio Manns.

Su retorno a Chile fue en plan rockero, al fin con un disco propio: Desiderio Arenas y la Banda del Chacal (1988). En el Chile de transición, Arenas se mantuvo activo sobre todo en la escritura, como guionista para cine (Entrega total, de Leo Kocking) y televisión ("Los Toppins"), y dramaturgo en obras de teatro como Bar Zeppelin Blues, Tres corazones y un puñal, Eclip-set (1995), Julián, el piterpán nacional (2000), Tres viudas y un funeral (2000) y la adaptación de la comedia francesa Boeing boeing (2001).

Fue autor de las biografías Margot Loyola (1998) y Advis. En cuatro movimientos y un epílogo (2012), y de las novelas La playa de los alacranes (1993) y Lo que Bob Dylan se llevó (2000).

Canciones suyas fueron recreadas y grabadas por Tati Penna, la actriz y cantante Erica Ramos, Cecilia Echenique e Isabel Aldunate. De todas ellas fue esta última intérprete la más cercana, con canciones de Arenas como "Prontuario" y "Mis noches sin Marlon Brando" en su disco Prontuario (1987). Arenas y Aldunate fueron también parte del espectáculo Valparaíso vals (2006), estrenado por el Ballet Nacional Chileno, con varias composiciones de Arenas como parte de la obra.

 

La primavera de 31 minutos

El programa infantil cumplió 17 años este 2020, e inició hace dos semanas una temporada especial por la cuarentena. En ese contexto lanzaron un nuevo single, en cuyo estribillo participan todos los personajes del popular noticiero: "Sólo quiero que esto acabe y la vida vuelva entera", dice el estribillo. "Primavera" cuenta con el apoyo de Unicef.

Cometa digital

La fundamental banda de jazz fusión de los 80 reeditó hace un par de años su primer disco, y realizó un documental contando parte de su historia. Todo ese material histórico desde ahora está disponible en plataformas de streaming. Esta es la historia de Cometa.