Felo

Aunque dio sus primeros pasos en el contexto del Canto Nuevo en los años ’80, la música de Felo trasciende por mucho esa etiqueta. El uso de códigos de humor en sus canciones, en la misma línea que el uruguayo Leo Maslíah, lo convirtió desde entonces en un músico diferente y avanzados los 90 y sobre todo a comienzos de la década de los 2000, su trabajo saltó a los medios masivos. Fuiel a su estilo, tuvo un exitoso paso por el Festival de Viña del Mar en el 2005. Actualmente se mantiene activo, con presentaciones regulares a lo largo de todo Chile en pequeños escenarios, que es el formato – como ha reconocido – que más cómodo le resulta.

Fechas

San Fernando - 15 de noviembre de 1952

Décadas

1980 |1990 |2000 |2010 |

Géneros

Felo

Jorge Leiva

El mismo lo define: «Lo mío es en vivo, si no es fome». Es que es en el escenario donde mejor se aprecia la labor de Felo. La combinación de canciones propias, clásicos con otras letras, y monólogos acerca de la música, de sí mismo o de la actualidad nacional, conforman su espectáculo, fresco, divertido e inteligente, cuya esencia es la misma desde sus inicios en los años ’80.

Nacido en San Fernando, pero residente en Santiago desde la infancia. Rafael Verdugo (su nombre verdadero) fue estudiante universitario de Medicina Veterinaria hasta que optó por el camino musical. Armado con su guitarra –instrumento que domina con bastante destreza- irrumpió en los escenarios del Canto Nuevo con una fórmula «diferente». Mientras la denuncia y la solemnidad eran los sellos de ese movimiento, Felo hacía humor e ironía con canciones como la «Fábula del sexo y la moral», «La mujer casi perfecta» o versiones «alteradas» para clásicos de la trova como «Ojalá» de Silvio Rodríguez, o «Para vivir» de Pablo Milanés.

Durante los años ’80 estuvo en peñas, espacios universitarios y escenarios como el Café del Cerro o la Casona de San Isidro (compartiendo con nombres como Eduardo Peralta o Schwenke & Nilo). Hacia los ’90, amplió sus circuitos y apareció gradualmente en televisión, fenómeno que se multiplicó en los 2000, con el auge de los humoristas que se experimentó a comienzos de la década.

El correlato discográfico de esa historia, sin embargo, no ha sido muy abundante. La reticencia a Felo de grabar discos limitan su discografía a dos títulos. Uno grabado en 1996, Se busca, a instancias del Café del Cerro, y otro el 2003, a partir de un concierto en la Sala Master de radio de la Universidad de Chile: Felo-carril, hasta ahora el único CD disponible del cantautor, que él mismo vende en sus presentaciones.

El año 2005 estuvo en el Festival de Viña, y sólo con su guitarra cumplió con una impecable presentación, creando un especial hito en el humor de ese certamen. Desde entonces su presencia en televisión ha sido irregular, pero su trabajo en vivo es permanente. En lugares pequeños, que son los que más naturales le resultan, y cuya constante demanda aseguran que Felo se mantendrá en el oficio, mezclando música con humor, a la usanza del más tradicional concepto de los trovadores.

Tres ciudades para el Día de la Música Chilena

Ana Tijoux, La Combo Tortuga, Villa Cariño, Álex Anwandter y María Esther Zamora con Pepe Fuentes figuran entre la docena de artistas que actuarán el 4 de octubre en el Velódromo del Estadio Nacional. Con distintos carteles, la celebración se replicará el 5 y 6 de octubre en Chillán y La Serena, respectivamente. La entrada es gratis (+).

«La despedida» de Cami

La cantante da a conocer el tercer adelanto de su próximo disco y se prepara para actuar en el Lunario del Auditorio Nacional de Ciudad de México.