Hirohito y su Conjunto

Son varias las contraseñas útiles para identificar quién es Hirohito en la música tropical chilena. “Ula ula, ula, ula”, es una. “El que no baila es cola, el que no baila es cola”, otra. “Viejito, viejito bueno; viejito, viejo lolero”, una más. Y una gracia mayor es que todas ellas, y otras también, están concentradas en una sola canción, que es precisamente “Viejito lolero”, el impacto con que este cantante puso en los años ’70 su seudónimo de emperador nipón para siempre en la historia del ritmo nacional.

Fechas

Año de nacimiento: 1924
Santiago - 23 de febrero de 2010

Décadas

1970 |1980 |1990 |2000 |

Géneros

Hirohito y su Conjunto

David Ponce

Porque Hirohito desde luego es su nombre artístico. El hombre que hay detrás es Eugenio León Hernández, un músico nacido en 1924 que, al frente de Hirohito y su Conjunto, grabó además otras melodías como el mambo “Ritmo de chunga” o la canción tradicional “Pajarillo pajarillo”. Como cantante, pero también en su oficio original de baterista y como compositor, León difundió con éxito el repertorio de Hirohito y su Conjunto desde los años ’70 en adelante.

“Viejito lolero” integra por derecho propio el catálogo de lo más destacado de la canción de doble sentido nacional, junto con la carrera completa de artistas como Los Hijos de Putre. Es una guaracha original de Eugenio León, publicada por el popular sello disquero setentero Sol de América, adoptada de inmediato por el público y difundida con generosidad por emisoras como la popular radio Colo-Colo en la época.

No volvió a haber otro éxito tan personal en la carrera de Hirohito, pese a que de todos modos grabó canciones tan populares como “La vieja Julia”, también interpretada por Los Hijos de Putre, y reincidió en el doble sentido con títulos como “Me ando me ando”. Razones de salud obligaron al músico a un retiro de los escenarios durante la última década, cuando al mismo tiempo entraba en la era de los reconocimientos.

Desde bandas de rock como Chancho en Piedra y organizadores de fiestas “kistch” hasta la Sociedad Chilena del Derecho de Autor se sumaron a esos tributos, esta última con el reconocimiento que otorgó a Hirohito en 2006 por sus más de cincuenta años de carrera. El músico murió el 23 de febrero de 2010, a los 86 años y a causa de una neumonía, pero está garantizado que esa voz que grita “Ula ula”, que avisa “El que no baila es cola” y que invoca “Viejito bueno, viejo lolero” va a seguir sonando vitalicia en las todas las fiestas nacionales del futuro.

Natalino sale a recorrer Chile con nueva canción

El trío romántico abre su itinerario el 14 de diciembre con un concierto en Valdivia. Seguirán en Puerto Varas, Casablanca, Panquehue, Maullín, Curacaví, Quintero y Papudo, entre otras localidades. Con miras a su nuevo álbum, titulado Natalino vivo, el grupo liberó además la balada “No volveré a caer”, del autor curicano Lenny Zing.

El año de Jorge Peña Hen

A 45 años de su asesinato a manos de la Caravana de la Muerte, en La Serena se levantó un monumento que recuerda su pionera labor como educador.