Pulso

Pulso fue un pequeño “supergrupo” el que formaron en 2006 el guitarrista Nicolás Vera y el saxofonista tenor Agustín Moya para explorar en el groove del jazz-funk. Representó un paréntesis creativo en la historia de jazzistas de la generación ’00 con autonomía de vuelo y peso específico. Dejó un único disco, titulado Litio (2008).

Leer más

Años

Santiago, 2006 -

Décadas

2000 |

Géneros

Pulso

Integrantes

Agustín Moya, saxo tenor
Nicolás Vera, guitarra
Lautaro Quevedo, teclados
Andy Baeza, batería y samplers

Pulso tuvo sus principales referencias en proyectos como la banda elástica del saxofonista Joshua Redman o el trabajo de jazz y electrónica del contrabajista Christian McBride en Nueva York. Toda esa corriente llegó primero al baterista del cuarteto, Andy Baeza, el más experimentado de la partida y el hombre que la propagó. Su presencia en Pulso incluyó samplers y máquinas de efectos además de ritmos reales, aunque el carácter más definitivo lo delineó el pianista y tecladista Lautaro Quevedo a través de sonidos Hammond, Rhodes y Wurlitzer.

Con el trabajo de teclados además reprodujo las líneas de un contrabajo inexistente, en lo que se conoce como banda "bassless". Los músicos de este grupo ya tenían historias solistas en el post-bop y el avant-garde con una serie de discos: Circular (2005, de Vera), Doble viaje (2005, de Moya), Desde aquí (2005, de Quevedo) y Lugares, personas (2004, de Baeza). El único disco de ellos cuatro como Pulso fue editado en 2008 y llevó un nombre tan contundente como su música: Litio.

Multiplicación de la cueca: 3x7 Veintuino arremete con todo

El actor Daniel Muñoz se reúne con el grupo que lo lanzó al estrellato como cantor de cueca urbana hace 15 años. El domingo 19, el elenco es el encargado de cerrar los cuatro días de música en el Anfiteatro El Patagual. El programa incluye a Los Jaivas y Álex Anwandter, este sábado 18.

De vuelta a 1962

El sello Monophone rescata el famoso LP El jazz en Chile, una sesión realizada en directo en radio Corporación, con una pléyade de solistas de tres generaciones. En la foto, el baterista Orlando Avendaño.