Inestable

Inestable es una de esas bandas que viven para identificar a sus fans, a partir del nombre que llevan. Desde sus comienzos en 2000, dedicado a cantar sobre cómo consumar una juventud acorde a los tiempos que corren, este trío ha mantenido un club de fans llamado Clan Perdedor, y ha tocado un punk pop coherente con los sentimientos temperamentales que acompañan a la adolescencia.

Leer más

Años

Maipú, 2000 -

Décadas

2000 |

Géneros

Inestable

Integrantes

Sammy, voz y guitarra (2000 – ).
Faloko, bajo (2000 – ).
Mr. Ed, batería (2000 – ).

Camila Rioseco

«Aburrimiento sin fin», «Penas en alcohol» y «No sé por qué» son algunos de los temas que Inestable exhibió en sus dos primeras grabaciones: Buscando una razón (2003), un disco autoeditado por este trío nacido en Maipú, una de las más populosas comunas de Santiago, y No hay después (2003), grabado en el estudio del baterista de Los Mox! y editado por el Sello Azul. Ambos comparten un espíritu ingenuo, pesimista y deseoso de abstraerse de lo cotidiano.

A principios de 2006 Inestable teloneó el concierto que dio en Santiago la banda punk escandinava Millencolin. Pasaron dos años alejados del estudio de grabación, en un tiempo usado para ampliar los contenidos y escarbar en sonidos distintos. El disco El arte del desastre (2007), y cuyo single «Tratando de entender» refuerza la temática de la banda, incluye el cover de «Con una pala y un sombrero» de Gervasio, y llama la atención con la canción «Morir», que muestra un ritmo parecido al de grupos como Los Tres y Difuntos Correa. El tercer trabajo del trío es el producto de una etapa más racional de Inestable, quienes sin la pretensión de llegar a grandes conclusiones sobre el mundo hacen una crítica más adulta sobre la guerra, violencia y la muerte.

La semana de Tom

El bajista y vocalista se presentó en Santiago y Viña del Mar -su ciudad natal- junto a Slayer, en el cierre de una gira de despedida por Sudamérica. Luego de esas actuaciones, fue homenajeado en el Congreso Nacional y hasta visitó el centro deportivo de Everton, el club de fútbol del cual es un seguidor declarado.

En memoria de Víctor Alarcón

Este 30 de octubre en la Basílica La Merced se realizará un concierto para recordar al director de coros, cuya muerte en un accidente dejó al país sin uno de sus mayores directores, gestores musicales y profesores. Se interpretará «In memoriam Víctor Alarcón», obra de Carlos Zamora para soprano, coro y orquesta.