Los Tricolores

Herederos de la tradición de cueca urbana encarnada por los legendarios Los Chileneros, Los Tricolores son parte del grupo de conjuntos nacidos en los años noventa que decidieron retomar esas lecciones para extenderlas entre nuevas audiencias y con parcial repertorio propio (tal como sus contemporáneos de Los Santiaguinos, Los Trukeros y los Porfiados de la Cueca, entre otros). El grupo muestra un gran respeto por las reglas arrabaleras de una cueca bien «gritá, añiñá y acarambolá», y sus integrantes —muchos de los cuales han destacado también por separado— lucen habilidades para las frases mélodicas. Además de la inconfundible voz de Carlos Martínez, con un timbre muy similar al del maestro Mario Catalán, destacó en su música durante varios años la capacidad innata para la composición de Luis Castillo.

Leer más

Años

Santiago, 2000 -

Décadas

2000 |2010 |

Géneros

Integrantes

Luis Castillo, voz, acordeón, guitarra y pandero (2000 - 2007).
Carlos Carlanga Martínez, voz, guitarra y tañador (2000 - ).
Juano Banana (Juan San Martín), voz y pandero (2000 - ).
Sebastián Vega, voz, bajo y percusión (2000 - ).
José Antonio Joselo Osses, voz, acordeón y piano (2000 - ).
Eduardo González, acordeón y cajón peruano (2000 - 2006).
Daniel Pezoa, batería y guitarra (2006 - ).
Bernardo Mosqueira, acordeón (2007 - ).

Verónica Marinao

La universidad de la cueca
Los Tricolores empezaron su historia con actuaciones en fiestas en 1999. Las invitaciones a eventos menos informales se dispararon con rapidez, y sin proponérselo generaron un público que les pedía canciones específicas. En 2000 se agruparon de modo oficial, y de la mano de nada menos que Hernán Nano Núñez llegaron a cantar al epicentro cuequero de La Viseca, en la capital. Conocieron allí a gente como Manolo Santis y Osvaldo Cerda, El Buey, abriéndose camino en el ambiente.

Núñez les entregó cuecas inéditas de su autoría y, pese a su conocida exigencia, les dio el visto bueno para que con ellas grabaran su primer disco, Cuecas de remolienda (2003). Entre ruedas de cantores y picadas de Estación Central coincidieron luego con el actor y cuequero Daniel Muñoz, quien se convirtió durante un período en «el tinto elemento» del grupo, invitado de honor en sus presentaciones. Juntos grabaron Los Tricolores con Daniel Muñoz (2005), en el que también participó Alvaro Henríquez (músico con el que volverían a colaborar más tarde varias veces, como en el álbum Música para los asados). En Esta sí que es vida (2006), además de cuecas se incluye el bolero "Son viejos recuerdos", el vals "La palizada" y un foxtrot chileno que da el nombre al disco.

En 2007 partieron dos integrantes del grupo, Castillo y González, pero entraron Daniel Pezoa y Bernardo Mosqueira. Aunque Castillo era el compositor oficial, también Martínez y Vega son autores de canciones. «Nos consideramos más un grupo de folclor urbano que de cueca. Si bien en un comienzo fuimos más conocidos por las cuecas, tocábamos de todo pero no lo grabábamos —ha dicho Sebastián Vega, el bajista—. Nosotros más que un grupo musical en realidad somos un grupo de amigos que nos juntamos a tirar la talla y a cantar».

La primera canción original del 2020 de Los Vásquez

Tras presentaciones por streaming y la versión acústica de "Yo te voy a amar", el dúo presentó "Chica del sur". La estrenaron a la antigua, primero en radios, y esta semana en plataformas digitales, junto a lo que ellos llaman "un selfie clip", registrado durante su cuarentena, en el estudio de grabación y en los nevados paisajes cercanos.

Violeta Parra en casa de...

Su concierto y clase magistral sobre folclor campesino chileno realizado ante unos cuantos auditores en la casa del artista Walther Grandjean en Ginebra, será estudiada por el Archivo de Literatura Oral y Tradiciones Populares de la Biblioteca Nacional. El audio se puede escuchar aquí.