Los Fraks

Los Fraks fue la unión de dos bandas de escasa vida musical, Silenciador (2006-08) y Matiné (2007-08), cuyos integrantes se conocían desde sus años en el colegio La Salle. Liderados por el guitarrista y cantante Pablo Rojahelis, quien había tocado en la primera, Los Fraks se configuraron como trío junto al bajista Sebastián Cabib (músico que llegó a tocar con  Pettinellis) y el baterista Arturo Salinas (de experiencia en el circuito del jazz). Ambos pertencían a la segunda de estas agrupaciones.

Leer más

Años

Santiago, 2008 - 2010

Décadas

2000 |

Géneros

los-fraks

Integrantes

Pablo Rojahelis, voz y guitarra (2008 - 2010).
Sebastián Cabib, bajo (2008 - 2010).
Arturo Salinas, batería (2008 - 2010).

Macarena Lavín

A pesar de que el grupo actuó sin nombre definido en escenarios como la SCD en 2008, viajaron luego a Ciudad de México, donde Los Fraks tomaron definitivamente una identidad y una propuesta de rock y pop. Así, se presentaron en distintos escenarios del DF, Córdoba, Veracuz, Puebla y Toluca, tras su primera presentación, registrada en 2009 en la Universidad Nacional Autónoma de México. Ese año grabaron el disco Envuelto para llevar, cuyo primer single, “Nunca serás yo”, llegó a sonar en distintas radios mexicanas de música pop, lo que además les significó difundir sus canciones en TV, como en el programa "Los Hijos de Nadie" de Telehit.

Tras el regreso de Los Fraks a Chile a mediados de 2009, Pablo Rojahelis se reformuló con una nueva agrupación: Masta, que debutó en 2010. Poco después, el mismo músico se desdobló a un cuarto proyecto, con los rockandrolleros y bluseros La Puzzydoll, en 2012, donde volvió a reclutar a sus colaboradores, el bajista de Matiné, Alonso Durán, y el baterista de los ya disueltos Fraks, Arturo Salinas.

"Hijo del sol luminoso", casi 40 años después

En 1981, cuando Joe Vasconcellos era el joven cantante de Congreso, les mostró "Hijo del sol luminoso" con su guitarra y el grupo la convirtió en un clásico al incluirla en su disco Viaje por la cresta del mundo. Casi cuatro décadas después, su autor lanza otra versión: El colorido registro de su concierto de noviembre, acompañado de la Banda Conmoción y Santa Feria.

Cueca centenaria

En 1895, los Lumiere presentaron el cine , y encargaron a realizadores grabar cortos en todo el mundo. En 1903 llegó uno a Chile , y grabó la primera película chilena: Paseo a Playa Ancha. Cinco cortos. El primero es un registro de personas bailando zamacueca. En 2017 lo restauró y publicó la Cineteca.